La espía que me amó | Gadgets

Los gadgets más sorprendentes aparecidos en la décima aventura oficial de James Bond


Reloj Seiko

El reloj incorpora un dispositivo dymo en relieve para que Bond reciba mensajes. En este caso avisa a Bond para que llame al Cuartel General del MI6. Desafortunadamente, el mensaje urgente le obliga a interrumpir una escena de cama con una bella mujer en una cabaña de alta montaña.

Cigarrillo de Anya

Fumar es perjudicial para la salud, pero ni Bond puede predecir el doble uso del cigarrillo de Anya. Contiene una sustancia somnífera que sopla en la cara de Bond, haciéndole perder el sentido inmediatamente.

Rifle en el palo de esquí

Mientras escapa de los agentes rusos en la emocionante secuencia inicial precréditos de la película, Bond utiliza este dispositivo para matar al amante de Anya, Sergei Barsov. El mango del palo de esquí hace de gatillo y descarga un potente minicohete.

Visualizador de microfilms

Bond convierte una caja de cigarrillos y un encendedor en un visualizador de microfilms instantáneo mientras viaja con Anya en una barcaza por el Nilo.

Esto le permite analizar rápidamente los planos del microfilm para el sistema de rastreo de submarinos.

 

¡Comparte este artículo!